Las ganancias operacionales de MetLife en Latinoamérica se elevaron un 22% año con año en el primer trimestre, a US$148mn, lo que contribuyó a un alza de 11% en el resultado total de operación, a US$1.500mn.
El crecimiento en Latinoamérica se repartió en toda la región, con una mejora de los resultados técnicos. Las primas, comisiones y otros ingresos subieron un 13%, a US$887mn, encabezadas por las mayores ventas de rentas vitalicias inmediatas en Chile. Las ventas se empinaron un 19%, impulsadas por el negocio de pensiones en México y por las operaciones de accidentes y salud en Argentina.
Gracias a este sólido desempeño, la región incrementó su contribución a las ganancias operacionales del grupo de un 9,2% a un 10,1% en el período.
A nivel de grupo, las primas, comisiones y otros ingresos aumentaron un 7% año con año en el primer trimestre, a US$11.600mn, y el valor libro subió un 10%, a US$46,52 por acción, lo que a juicio del presidente y gerente general de la compañía, Steven A. Kandarian, constituyó un «primer trimestre muy sólido».
El grupo anunció una pérdida neta de US$174mn, producto de pérdidas en derivados. MetLife utiliza derivados para cubrir una serie de riesgos, entre ellos cambios en las tasas de interés y fluctuaciones cambiarias. Las ganancias o pérdidas generadas por fluctuaciones en valores de contratos por derivados no tienen impacto económico en la compañía.