Cuando se trata de riesgos de responsabilidad civil de directores y funcionarios, pocos presentan más incertidumbre que el riesgo cibernético.
Una certeza es que las grandes violaciones de datos suscitarán juicios contra la compañía comprometida, como lo muestran tribulaciones recientes de Target Corp.

Dado que Target admitió el 19 de diciembre que hasta 40 millones de tarjetas de crédito y/o débito pueden haber estado comprometidas en una violación de datos, se estima que se han entablado 40 juicios contra la compañía minorista hasta el momento.

«Algunos de los primeros juicios que se interpusieron contra Target han presentado alegatos de negligencia y actos ilícitos en general, que pueden repercutir en la cobertura de la entidad conforme a las pólizas de seguros de D&O. Si bien los juicios por demanda colectiva entablados por los clientes agraviados pueden representar la mayor amenaza en términos de gravedad, las compañías con violaciones de datos actualmente están cada vez más sujetas a juicios iniciados por los accionistas», expresó Ann Longmore, vicepresidente ejecutiva con sede en Nueva York de FINEX North America, unidad de Willis Group Holdings P.L.C.