Para los analistas la crisis de la deuda en Grecia ha generado temores acerca de una mayor crisis del crédito soberano en la eurozona.

Según los analistas, la crisis de la deuda en Grecia ha generado temores acerca de una mayor crisis del crédito soberano en la eurozona, la cual podría ser perjudicial para los aseguradores, aunque el sector debería ser capaz de responder fácilmente a cualquier pérdida en relación con su deuda griega.

Las calificadoras de riesgo y los analistas de capitales afirmaron que las tenencias de bonos del gobierno griego por parte de la mayoría de los aseguradores europeos son pequeñas en relación con sus portafolios generales, lo que les permite absorber cualquier pérdida en el caso de una suspensión de pagos o una reestructuración.
Sin embargo, la creciente crisis en Grecia ha avivado temores acerca de que otros estados miembro de la eurozona fuertemente endeudados, pero mucho mayores, como España o Italia podrían verse forzados a suspender sus pagos, lo que potencialmente ocasionaría mayores pérdidas a los tenedores de sus bonos.

James Shuck, un analista para el corredor de bolsa Jefferies International con sede en Londres, afirmó que “la exposición de los aseguradores en Grecia es relativamente limitada, con sólo un par de excepciones”.

“El problema es el contagio”.
Es probable que el temor acerca de que la suspensión de pagos se extienda a los principales países de la eurozona esté acompañado por una caída en los mercados de valores y un abrupto aumento en los spreads de crédito, lo que potencialmente elimina el crecimiento económico e implica una mayor presión para la industria de seguros.

Barclays Capital informó que Generali de Italia es el asegurador con la mayor exposición a los bonos soberanos de Grecia, con tenencias por € 3.000 millones (US$ 4.260 millones), seguido por Groupama de Francia, con € 2.000 millones (US$ 2.840 millones).

Otros aseguradores con exposiciones considerables son Axa, Allianz y Ageas, con tenencias por €1.900 millones (US$ 2.700 millones), €1.300 millones (US$ 1.840 millones) y €1.100 millones (US$ 1.560 millones) respectivamente.

Los analistas advierten que los aseguradores con las mayores tenencias de bonos emitidos por los cuatro países de la eurozona más fuertemente endeudados — Grecia, Irlanda, Portugal e Italia — tienden a ser los que tienen las mayores operaciones en tales países.