Siete millones de personas fallecieron como consecuencia de la contaminación atmosférica en 2012, afirmó la Organización Mundial de la Salud. La responsable en materia de salud pública y medioambiental del organismo, Maria Neira, expresó que la contaminación atmosférica “es, en la actualidad, el mayor problema de salud medioambiental y que está afectando a todos, tanto países desarrollados como en vías de desarrollo”, informó Agence France-Presse.

El organismo manifestó que las regiones más afectadas en el mundo fueron el sudeste asiático y pacífico occidental.