La Federación de Asociaciones Europeas de Gestión de Riesgos (FERMA) ha modificado sus estatutos para poder admitir miembros que sean personas físicas y corporaciones interesadas en la gestión de riesgos.

Anteriormente, la participación en la asociación con sede en Bruselas estaba limitada a grupos nacionales de gestión de riesgos en Europa.

Para unirse a FERMA, las personas físicas deben administrar o controlar riesgos o seguros para su empleador, mientras que los miembros corporativos deben contar con intereses asegurables en Europa y contratar a un gerente de riesgo o de seguros, según informó FERMA.